Letra P - Perseveración

Perseveración

f. Tendencia a mantener y a repetir el mismo tipo de respuesta ante preguntas, situaciones o estímulos diferentes. Aparece en algunos trastornos de la personalidad, en la esquizofrenia y en la demencia senil.

Persistencia

f. Capacidad de mantenerse sin cambios durante un largo tiempo.

Persona

f. Individuo de naturaleza racional. La recta concepción de «persona» es fundamental para conocerse a sí mismo y a los semejantes. Como cabe suponer, no hay una opinión unánime sobre el concepto de persona. La diferencia más radical se da entre los que admiten la transcendencia del ser humano y los que la niegan. Para los primeros los tres rasgos esenciales de la persona son: que existe en sí, que es una sustancia individuada y con una naturaleza racional. Para los segundos, aunque admiten estos tres caracteres de la persona, no comparten su significación. Sobre todo, donde hay una mayor diferencia es en el aspecto racional. La razón, para los primeros (ver mente-cerebro, pensamiento, razón) es espiritual; para los inmanentistas no lo es. Una consecuencia inmediata es que estos niegan la libertad del hombre, mientras que los primeros consideran la libertad como su don más alto e inalienable. Todo el derecho está basado en esta concepción, en cuanto que considera que persona es todo ser capaz de derechos y obligaciones. Para Kant la persona, por tener un alma inmortal, es dignidad y, por ello, no puede ser tratada por ningún otro hombre, ni por sí mismo, como un simple medio. Teniendo en cuenta este carácter espiritual y trascendente del hombre, sostenía Kierkegaard que la persona es tal por estar delante de Dios, por ser existencia dialogada entre el Yo humano y el Tú de Dios. Solo en referencia a Él puede hablarse del ser personal del hombre. Y en términos parecidos se expresaba Guardini: el hombre es persona porque Dios es su Tú. Esta transcendencia y dignidad de la persona es la que lleva a respetar la vida humana, tanto en su inicio como en su final, por encima de cualquier razonamiento economista o de comodidad. Cuando el médico tiene esta concepción del hombre no solo respeta su vida como algo sagrado, sino que trata a sus pacientes como lo que realmente son: como personas dignas del máximo respeto y de una cuidadosa atención profesional.

Personalidad

f. Cualidad de persona. Si existe la suficiente madurez física y psicológica, y no obstan problemas de salud, se manifiesta en el hombre como un comportamiento racional, consciente y libremente decidido. La personalidad no son las manifestaciones, sino la posesión de un modo de ser personal, que puede manifestarse, o no, en un momento dado (por ejemplo, durante la vigilia o el sueño).

Perspiración

f. Transpiración insensible a través de la piel.

Persuasión

f. Convicción razonada que el médico debe desarrollar en numerosas ocasiones con su paciente para hacerle llegar al convencimiento de la conveniencia de un tratamiento (ver cumplimiento) o de un cambio de estilo de vida (ver discurso moral de la medicina). Aunque el paciente es libre, de hecho, para seguir el consejo del médico (ver autonomía del paciente), el médico debe iniciar su razonamiento persuasivo, si estima que su consejo es lo más conveniente para su paciente: la medicina no puede ser un servicio mudo, atento solo a las órdenes del paciente.

Pesadilla

f. Sueño terrorífico que despierta a la persona. Al contrario de lo que ocurre con los terrores nocturnos, la persona que ha tenido una pesadilla está consciente tras el despertar y es capaz de recordar el sueño.

Pesario

m. Anillo de material plástico que se coloca en el interior de la vagina para corregir el prolapso genital. También se refiere a los anillos colocados en el interior de la vagina que ocluyen el cuello uterino y actúan como método de barrera anticonceptivo. Se denomina pesario intrauterino al dispositivo intrauterino.

Peso corporal

Parámetro cuantitativo imprescindible para la valoración del crecimiento, el desarrollo y el estado nutricional del individuo.

Pestaña

f. Pelo corto y grueso que en conjunto se dispone en doble fila en el borde libre de los párpados.

Peste

f. Enfermedad producida por Yersinia pestis.

Pesticida

m. Compuesto orgánico que se utiliza para destruir plagas que afectan a las plantas del campo. Ver insecticida.

Petequia

f. Hemorragia dérmica o submucosa de tamaño muy pequeño. || Manchas diminutas de la piel, en forma de punto pequeño, de color rojo o violáceo, que aparecen como consecuencia de unas mínimas hemorragias intradérmicas o submucosas.

Petidina

f. Analgésico opiáceo, agonista puro. Derivado del fenilpiperidina, con propiedades similares a la morfina pero de más rápida aparición, más corta duración y abundantes efectos adicionales (sedación, euforia, antitusígeno...). Presenta una actividad anticolinérgica. En cuanto a su farmacocinética es necesario señalar que el inicio de su acción es de 10-15 min., después de su administración. El 60-80% se une a proteínas plasmáticas. Su metabolismo es hepático y su eliminación renal. Está indicado para el tratamiento del dolor intenso y de la ansiedad preoperatoria. Su toxicidad sigue un perfil semejante al resto de los opiáceos y produce una dependencia psíquica, física y tolerancia.

Pétrissage

f. Forma de masaje. Consiste en el amasamiento que se efectúa con el borde cubital de la mano, friccionando como si esta fuera una cuchara.

Petrositis

f. Inflamación de la porción petrosa del hueso temporal.

Pexia

f. Fijación de una víscera que está libre o móvil, en su lugar normal, mediante suturas. Las más frecuentes son la gastropexia, la rectopexia, la cecopexia y la colopexia.

Pezón

m. Protuberancia cilindrocónica situada en el centro de la mama. En su extremo presenta de 15 a 20 finos orificios, que corresponden a la desembocadura de los conductos galactóforos. Igual que la areola mamaria, presenta una coloración más oscura que el resto de la piel.

pH

Símbolo que indica la concentración de hidrogeniones. Se considera el pH de valor 7 como neutro; los valores inferiores a 7 son ácidos y los superiores, alcalinos. El pH es el logaritmo inverso de la concentración de hidrogeniones, expresada en términos de molaridad.

Pial

adj. Perteneciente o relativo a la piamadre.